CÓMO EMPEZÓ?

¿CÓMO EMPEZÓ?

Madanfo Project surge a raíz de un viaje de voluntariado que Antonella y Lucía realizaron en el año 2017, en el cual participaron en la construcción de un aula para los profesores de la pequeña aldea de Abetenim, en Ghana. Es en este viaje que se topan de cara con la realidad que viven los niños y sus familias día a día.

001 (345)

"Madanfo" en twi, el dialecto local, significa "mi amigo". Esta palabra refleja el espíritu de la organización: que todos los niños tengan un “amigo” que lo acompañe en un proceso tan importante, como es el de la educación y el crecimiento.

Actualmente Madanfo actúa en la aldea de Abetenim donde hay 315 niños, de los cuales más de la mitad están en necesidad de recibir una ayuda para poder desarrollar su proceso educativo.

En el tiempo que Antonella y Lucía vivieron en Abetenim, tuvieron la oportunidad de integrarse en la comunidad y visitar a las familias en sus hogares. Gracias a ello, en Madanfo seguimos de cerca la situación personal de cada niño y sus familias.

A largo plazo, Madanfo Project busca llegar a otras aldeas, ya que el acceso a la educación es un problema común en las zonas rurales de Ghana